domingo, 1 de abril de 2012

A veces no se que estoy haciendo. Es ilógico con 17 años elegir lo que queres hacer por el resto de tu vida. Solo espero, que si algún día mi cabeza da un giro, sea radical, repentino, y que para ese entonces no sea tarde.


Empece el CBC, sí, y con eso los domingos violentos, las noches sin dormir, el miedo, las ganas de olvidarme el jumper, pero dejar de crecer a la vez, y la ilusión de cruzarte por los pasillos de la facultad...


Ojala alguien me pudiera advertir que no me voy a equivocar. Crisis, desafíos, y esas cosas...


'La arquitectura tiene eso de nunca dejar de ser niños ... ¿¡Como que no trajeron su playmovil!?'